un diario posible

domingo, 6 de septiembre de 2009


Las flores, los frutos encendidos
en la luz gris del día.
La lluvia empieza lenta y persiste.
La lluvia que esperaste tantos meses quieto
que esperé tantos meses desesperada.
Tu sangre verde, mi sangre roja
complementarias.

3 comentarios:

Mar on 7 de septiembre de 2009, 3:04 dijo...

Eva, esto es lo nuevo que está empezando!? Me gustó mucho y me gustó pensarlo así. Me encanta que estemos aprendiendo a escribir todo el tiempo, me resulta conmovedor eso.

Eva on 7 de septiembre de 2009, 9:03 dijo...

Ojala! Esto es lo que escribí ayer. Después pensé que se relaciona con algo que escribí hace ya bastante, en el 2005. Tal vez todos los días estamos empezando, tal vez todos los días continuamos de manera diversa algo que empezó hace mucho. Un abrazo

Claudia on 7 de septiembre de 2009, 17:55 dijo...

Hermoso Eva!
Me encanto!