un diario posible

lunes, 8 de septiembre de 2008


Un blog se puede escribir como un diario?¿Para quién escribimos un diario? ¿Para nosotras mismas en el momento de escribirlo? ¿Para nosotras mismas cuando seamos grandes? ¿Para compartirlo con una amiga? ¿Tal vez para que nuestros hermanos o hermanas lo encuentren y lo lean a escondidas y nos extorsionen diciéndonos que se lo van a contar a mamá? Creo que un diario se escribe para todo eso junto, y tal vez para otras cosas que no se me ocurrieron todavía. Nunca tuve un diario, escribí siempre en papeles sueltos que se terminaron perdiendo, sin fechas, nada. Un blog puede ser un diario sólo en el sentido etimológico, porque busca lectores, no velada sino explícitamente. Un blog como un diario para escribir nimiedades, para registrar las aparentes continuidades, los cambios sutiles, lo visto, lo oído, lo leído, lo escuchado, lo pensado...

15 comentarios:

Gabys* on 8 de septiembre de 2008, 22:42 dijo...

EL diario de Eva...
Me gusta.
Aquí estaremos atentas a tu nuevo emprendimiento. Después me contás cómo se hace un blog, yo quiero uno!
Besos.

Mariana on 8 de septiembre de 2008, 23:36 dijo...

bienvenida al mundo blog (?) :)
pienso que los diarios son desquite y una ayuda memoria y... hasta ahí no dije nada nuevo.
creo que en el fondo se escriben para ser leídos por otro así que el blog es más o menos eso pero sin darle tanta vuelta al asunto.
yo tengo un blog de dibujos
por tanto no es un diario
pero en algún punto sí lo es.

en fin
veo que tu gata tiene altos conocimientos en el manejo de internet, así que va a ser una buena blogger.
y usted también.
esperaremos más posteos

besos!

juligrecco on 9 de septiembre de 2008, 8:25 dijo...

yo viví un poco lo del diario íntimo, un poco lo de la agenda "íntima".
En el diario escribía más, además de contar lo que había pasado describía mis sentimientos. Lo hacía siempre pensando que en algún momento, en el futuro lejano, alguien lo iba a leer. Escribía cuidando eso.
En la agenda registraba brevemente lo que hacía día a día, o las cosas más importantes. Casi no describía, nada de sentimientos. Mencionaba los hechos, los resaltaba con signos de admiración, con colores. Pegaba papelito habido por haber, y cualquier otra cosa suceptible de pegarse. Así, en la secundaria, llegué al extremo de pegar golosinas y tampones.
La agenda tampoco era tan íntima como el diario. Además de verla, mis amigas la escribían toda. Cartelitos, mensajitos, más cosas para pegar. Creo que lo más divertido era hacer la lista de los chicos que te habías tranzado.
Las agendas teen, las de mi época, tenían la técnica del collage de la que venimos hablando en el taller. No sé cómo son los diarios íntimos de ahora, ni las agendas, si sólo ahora los chicos y adolescentes tienen fotolog.

juligrecco on 9 de septiembre de 2008, 8:26 dijo...

nada de sentimiento no, pero reducido a unas 3 o 4 palabras.

Eva on 9 de septiembre de 2008, 12:19 dijo...

gracias chicas por pasar!
a gaby: ya sos blogger, lo único que tenés que hacer es entrar a tu cuenta y seguir las instrucciones... es re fácil! (si hasta yo lo pude hacer, aunque lorenza me ayudo un poco...)si no venite un día a tomar mate y lo armamos
a mariana: gracias por los piropos a lorenza y a mí ;) me encanta tu blog, lo agregué recién a mis favoritos.
a juli: tuve muchas amigas que pegaban cosas en la agenda, pero lo tuyo nena! espero que pegaras caramelos y no un bon o bon! :S también estás entre mis blogs preferidos
besos a todas

Liyo on 9 de septiembre de 2008, 12:39 dijo...

http://liyo.wordpress.com/

ViC on 9 de septiembre de 2008, 19:14 dijo...

Me divertí un tiempo espiándole el diario a mi hermana mayor, hasta que me descubrió y nunca más volví a leérselo. Durante otro tiempo leí las cartas de amor que recibía mi hermano. Y creo que un blog es un diario abierto al estilo casa gran hermano, es entrar en la privacidad y a las cosas "no dichas" del otro. Pueden aparecer cosas miserables, mal escritas, absurdas, delatoras, románticas, estúpidas, sin sentido. Yo en mis diarios/agendas/papelitos escribo cosas que nunca diría, las pongo ahí.
Genial que te mudaste a blogger

Eva on 9 de septiembre de 2008, 20:22 dijo...

hola Victoria!
me encantó tu aporte a nuestra definición de "diario", de "blog". no sabía que con esa carita de santa hacías semejantes cosas... ¿leer cartas de amor ajenas? ¡sos una genia!
besos

Marcelo Díaz on 10 de septiembre de 2008, 1:38 dijo...

Los chicos en mi época no escribíamos diarios íntimos(Dios mío, sueno irremediablemente viejo). Y ni siquiera tuve una hermana mayor a quien espiar (un sólo hermano, más chico e incluso más bestia que yo)Pero no hace mucho, en el inicio de un romance tempestuoso, llevamos (ella y yo) una especie de diario agenda de los primeros meses de enamorados en el que hay pegada/escrita/contada cuanta cosa uno se pueda imaginar que pasa entre dos. Pero no es para mostrar. Fin (como dice Inés)

Eva on 10 de septiembre de 2008, 12:28 dijo...

Bienvenido Marcelo!
Sos el primer chico en comentar!
En mi época los chicos tampoco escribían diarios, por eso había dedicado mi post más que nada a las chicas. Pero viste ahora, que todos son putos o emos...
Qué romántico lo del diario de a dos!
Me hizo acordar a una obra de un artista plástico (por supuesto no me acuerdo su nombre) que vi en julio en el MACRO (el museo, no el banco), era una especie de estadística del primer mes que pasó con una bailarina mucho más joven que él. Las cosas que le decían los amigos, los días que habían dormido juntos, los restaurantes a los que habían ido y lo que comieron y tomaron, la cantidad de preservativos prime rojos que habían usado...
En cuanto a lo de que no es para mostrar, que suerte que Victoria no es tu hermana!
Besos

NATALIA MOLINA on 10 de septiembre de 2008, 20:13 dijo...

Hola Eva! tuve diario de Sarah Kay con llavecita que escondía, en mi tierna infancia jajaj. De la misma manera que perdí el diario con las mudanzas, también perdí la infancia. Después me dediqué por épocas a escribir con el método: "Querido diario" en cuadernos, hasta que me aburrió y empecé a usar cuadernos multiuso en el que escribía impresiones del día,cartas de amor o de desamor,diáloguitos escuchados, prosas, ideas para poemas, recetas de cocina, direcciones, cosas a hacer, listas de libros que me quería comprar,hacía dibujitos, etc.
El blog no sé hasta que punto oficia de diario, pero el mío es una gran mezcla ecléctica,casi como esos cuadernos que recién conté...
Tengo una amiga que escribió diarios muchos años, y a veces me los muestra, y cuenta cosas mías y de otra gente de la adolescencia con detalles que ni yo recuerdo. Eso es peligroso jaja

A ver cuándo te subís unos poemitas.

Salud! Saludos!

Eva on 10 de septiembre de 2008, 20:21 dijo...

Hola Natalia!
Gracias por pasar!
Parece que el tema de los diarios convoca recuerdos...
En cualquier momento voy a hacer un post sobre cartas, escribí y recibí muchísimas hasta que llegó esto del mail...
Por ahora no había pensado publicar poemas, pero voy a ver si lo hago (me debo a mi público, jaja)
Ahora me doy una vueltita por tu blog (no sabía que tenías)
Besos

ana porrúa on 14 de septiembre de 2008, 21:56 dijo...

Nunca pero nunca tuve un diario. Ni de los que tenían llave, ni cuadernos, ni papelitos, ni en pantalla. Me gustó lo del diario de enamorados de Marcelo Díaz. Lo mío, sin dudas, hubiese sido el diario oral: charlas, muchas charlas. Y lo que queda como imagen o frase de esas charlas en la memoria del otro, del confidete o la confidenta, se entiende.
abrazo y seguiré este diario, ana porrúa

Gabys* on 15 de septiembre de 2008, 22:01 dijo...

Querida Eva,rara vez declinaría una proposición para tomar mate cualquiera fuera la excusa; y esta me parece una buena excusa!... Me encantó el fervor que despertó esta cuestión! Te cuento que yo pensaba miles de eufemismos, o una especie de argot para escribir aquellas cosas tan secretas. A veces me pasaba que ni yo misma descifraba lo que había querido poner porque me olvidaba, jajaja!
Una vez tiré un cuaderno en donde mis amigas me hacían cartelitos tipo: "Gaby y...", al descubrir por lo menos ocho nombres distintos que completaban la oración!!
Es cierto eso que dice Natalia, es un poco raro eso de encabezar con "querido diario", no?

Eva on 15 de septiembre de 2008, 22:13 dijo...

Gracias por pasar!
Ana: soy un poco como vos, ando desparramando confidencias por ahí, tengo una amiga con muy buena memoria que me tiene amenazada con publicar mi biografía no autorizada, jaja.
Gaby: llamáme o escribíme y vení cuando quieras, conozco gente que sabe más de esto, pero puedo ayudate a armar un blog precario como éste, jaja.
En Rosario una chica me contó que se había inventado un idioma que sólo ella conocía para escribir en su diario y que todavía lo usaba para seguir escribiendo. Me pareció alucinante eso.
Hiciste bien en tirar ese cuaderno, mirá si lo leían, que iban a pensar! (jaj)
Besos